VUELVE EL RASTROJERO

NACIONALES NOVEDADES

Una empresa de capitales nacionales con un socio extranjero, se encuentra abocada a la búsqueda un predio en el Gran Rosario para instalar la planta que fabricará el Nuevo Rastrojero. El nuevo modelo estará destinado a pequeños productores agropecuarios, pero ahora con motorización eléctrica.

El utilitario Rastrojero, creado en 1952 durante el gobierno constitucional de Juan Domingo Perón, fabricado y desarrollado por Industrias Aeronáuticas y Mecánicas del Estado (IAME), luego por la Dirección Nacional de Fabricaciones e Investigaciones Aeronáuticas (DINFIA) y finalmente por Industrias Mecánicas del Estado (IME), dejó de fabricarse en 1979 durante la Dictadura Cívico Militar, primer intento fallido de establecer el neoliberalismo en la Argentina.

Al momento de cerrarse su fabricación, este vehículo representaba más del 70% del mercado de las camionetas diésel del país. Llegó a liderar el mercado nacional en su segmento, con dos generaciones y varias versiones que incluso se exportaron a Cuba, Chile, Perú, Uruguay y Bolivia.

El Rastrojero, que nació pensado para tareas rurales, como parte de un proyecto nacional, en una  época de estímulo a la creación de trabajo y fomento a la industria nacional,  ahora  será nuevamente fabricado en el país, a la luz del nuevo gobierno que asumirá en próximo 10 de diciembre,  en la planta que estará en Rosario. (Video)

Capitales nacionales

La marca Rastrojero quedó abandonada en los 80, luego de la disolución de su fabricante estatal IME (Industrias Mecánicas del Estado). Hubo un intento de una automotriz japonesa por adueñarse de ella, pero quedó en la nada. Ahora, esta sociedad, Nuevo Rastrojero SA, logró hacerse de los derechos sobre la histórica marca.

Ya no será el conocido motor diesel que caracterizó a este vehículo. Traerá un motor eléctrico en cada rueda, con alto torque y una velocidad que no superará los 120 kilómetros horarios, según calculan.

El nuevo Rastrojero prometer ser una combinación de lo clásico y lo moderno.  Y lo mejor de todo es que seguramente le dará trabajo a muchos rosarinos. Es que la planta para la línea de montaje se instalará en la ciudad. “Hicimos un estudio con la UTN y Rosario tiene todas las características necesarias.

El flamante modelo no perderá su esencia. Será un vehículo rural, como su antecesor, destinado especialmente a pequeños y medianos productores agropecuarios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *