DESDE ESTE MEDIODÍA CONTROL DE FIEBRE Y MENOS CABINAS DE PEAJE

NACIONALES NOVEDADES

Para los autos particulares se anularán las vías con Telepase y sólo habilitarán unas pocas cabinas manuales y una zona de seguridad. Allí habrá médicos y enfermeros que harán los chequeos de temperatura.

La recomendación es que este fin de semana largo la gente no salga de viaje. El objetivo es evitar la propagación del coronavirus​. Y para desalentarlo, el Gobierno nacional implementará operativos de control en todas las salidas de la Ciudad de Buenos Aires. Entre otras medidas, les tomarán la temperatura a todos los ocupantes de los vehículos. Los que tengan fiebre serán escoltados hasta sus casas. Además, habrá menos cabinas de peaje habilitadas para los autos particulares y un sector de seguridad que será un cuello de botella, lo que generará demoras. La idea es que salir a la ruta no sea un buen plan.

Aún así, ya se ven filas de automóviles para entrar a ciudades de la Costa, como Pinamar y Villa Gesell. Por ese motivo, el Ejecutivo nacional decidió adelantar la puesta en marcha de los operativos, que inicialmente iban a comenzar el viernes por la tarde. Por ese motivo, los controles comenzarán este jueves a las 13.

El principal punto de control se establecerá en la autopista Buenos Aires-La Plata, en el peaje de Hudson. Allí, la Agencia Nacional de Seguridad Vial, dependiente del Ministerio de Transporte, junto con Gendarmería Nacional, la Policía de la Provincia de Buenos Aires, la Secretaría de Transporte bonaerense y médicos de las Fuerzas Armadas montarán un operativo cerrojo en el que se medirá la temperatura de todos los conductores y acompañantes que se dirijan hacia la Ruta 2.

Si alguna persona tiene fiebre, las fuerzas de seguridad notificarán al conductor la obligación de regresar a su domicilio y lo escoltarán en el regreso. Además, se disparará un alerta a las autoridades para que durante el día se verifique que el grupo familiar acató la orden y permanece en cuarentena. Si no lo está haciendo, se iniciará el proceso judicial por desobediencia.

Desde la ANSV explicaron que en el peaje Hudson sólo se permitirá el paso de camiones, para asegurar el abastecimiento de la población. En cambio, para los vehículos particulares se anularán las vías de peaje con Telepase y solamente se habilitarán 4 manuales. Los agentes policiales y de Gendarmería harán entrar vehículos por tandas a una zona de seguridad. Allí habrá médicos y enfermeros, que le harán un cuestionario a los viajeros y controlarán la temperatura de cada uno de ellos. Sólo podrán seguir su camino quienes no muestren síntomas compatibles con el coronavirus.

«Quienes en vez de quedarse en casa decidan ir a la Costa este fin de semana, desoyendo las recomendaciones en contrario de los especialistas sanitarios y el expreso pedido del Presidente de la Nación y de las autoridades provinciales y municipales, deberán prepararse para demoras significativas: el control de temperatura no será aleatorio sino para todos y cada uno de los que prioricen el miniturismo antes que la solidaridad y la responsabilidad», manifestó Pablo Martínez Carignano, director Ejecutivo de la ANSV.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *